Home Recursos Blog Noviembre 2019

Cómo promocionar su certificado

26 noviembre 2019
Si bien el principal beneficio de la certificación es la mejora en la eficiencia y responsabilidad, también es un argumento de venta único y una estupenda forma de diferenciar a su negocio de la competencia.

La certificación ISO es muy útil como herramienta de marketing. Si bien el principal objetivo de conseguir la certificación es la mejora en la eficiencia y responsabilidad que proporciona la norma,  también es un argumento de venta único y una estupenda forma de diferenciar a su negocio de la competencia.
Mientras que el público general esta cada vez más familiarizado con las certificaciones ISO, puede no beneficiarse de múltiples beneficios si no sigue los pasos apropiados para promocionar su logro. 

A continuación le presentamos algunas directrices para promocionar el certificado ISO de su organización:

1. Enfoque en el valor

Disponer de un sistema de gestión certificado es genial, pero, ¿qué significa para sus clientes? Asegúrese de que todo mensaje de promoción del certificado se centra principalmente en cómo la certificación afecta a los usuarios del producto o servicio. Le damos algunas ideas:

  • Control de calidad: La certificación ISO se basa en procesos repetibles y escalables, un sistema de gestión de la calidad significa en última instancia que los clientes pueden esperar una experiencia más consistente cada vez que trabajen con su organización.

  • Reducción de costes: Los negocios certificados son negocios más eficientes, permita que sus clientes sepan que al disponer de una operativa menos costosa, no necesita recortar precios para ser competitivo.

  • Responsabilidad: La certificación ISO proporciona herramientas para gestionar problemas. Si bien no querrá centrar sus mensajes en esta posibilidad, permita que sus clientes sepan que la auditoría de tercera parte por un organismo de certificación acreditado ayuda a conseguir una mejor transparencia y una comunicación más efectiva.

Las especificaciones de su negocio e industria determinarán cónmo enfocar su mensaje, pero lo principal al promocionar su certificado es poner siempre primero al cliente.

2. No se complique con las especificaciones

La certificación ISO es un proceso complicado y que consta de varios pasos. Sin embargo, sus clientes no tienen por qué conocer todos los detalles. Transmita un mensaje simple y directo.

Un buen ejemplo son los términos certificación, acreditación y registro. Si bien existen diferencias técnicas entre dichos términos, no son relevantes para sus clientes. Al ser consistente y utilizar uno de los términos, puede dejar de lado la precisión, pero evitará la confusión y proporcionará un mensaje sólido.

Una manera de incorporar y definir estos términos es explicar que el cliente se certifica y el organismo de certificación está acreditado. El cliente también es el que se registra.

3. Promocione su certificado en los foros apropiados

Si bien las redes sociales son muy importantes de cara a iniciativas de marketing, su enfoque en publicaciones cortas e impactantes no puede ser el mejor medio para promocionar su certificado ISO de manera regular. Puede considerar como alternativas la documentación técnica, estudios de caso y otros foros en los que detallar los beneficios que ofrece la certificación de cara a sus clientes.

Al compartir estas publicaciones en sus redes sociales, puede considerar el uso de hashtgags para ensalzar la certificación. Si bien el lector no suele leer el contenido directamente, si suele leer los hashtag y relacionará que su empresa está certificado inmediatamente. Puede crear un hashtag para el organismo acreditador, estableciendo una relación con el equipo de control de la organización.

4. Utilice una imagen corporativa consistente y apropiada

Cada organismo de certificación acreditado tiene un logo o sello de certificado único, sujeto a ciertas restricciones con respecto a su uso en la imagen corporativa de su organización.

La United Kingdom Accreditation Service (UKAS) por ejemplo, no permite utilizar su símbolo en edificios, embalaje primario o productos fabricados dentro de una norma de conformidad acreditada. La ANSI-ASQ National Accreditation Board (ANAB) también tiene reglas de uso de su símbolo, que varían dependiendo del tipo de acreditación. Por ejemplo, no se podrán utilizar los símbolos en toda la documentación, sólo en aquellos documentos incluídos en las actividades acreditadas.

Algunos sitios en los que puede aplicar el logo de un organismo de certificación acreditado son:

  • Su página web.

  • Su firma de e-mail.

  • El encabezamiento corporativo.

  • Señalización, vestíbulo y vehículos de su organización.

  • Ferias comerciales, convenciones y publicidad.


Si está certificado por NQA y quiere más detalles sobre el uso adecuado del logo de NQA, saber más sobre el proceso de certificación o quiere solicitar un presupuesto, no dude en ponerse en contacto con nosotros.